Pensiones en Chile

El sistema de pensiones chileno enriquece a las grandes empresas a costa de los jubilados

  • El modelo de pensiones chileno instalado durante la dictadura de Pinochet obliga a los jubilados a buscar un trabajo para complementar las bajas pensiones que reciben cada mes.
  • Mario cotizó durante más de 20 años (no fueron más porque la vida en la clandestinidad durante la dictadura no se lo permitió), por los que hoy recibe 245.000 pesos chilenos (330 euros), una cifra que no llega al sueldo mínimo en Chile (276.000 pesos chilenos, que equivalen a 370 euros). A pesar de que su salario como trabajador social llegaba a 1.200.000 pesos (más de 1.600 euros), lo que hoy ingresa como jubilado es menos del 25% de su salario, una cantidad absolutamente insuficiente considerando que Chile es uno de los países más caros de América Latina, con precios de los alimentos iguales o superiores a los de España u Holanda.
  • Una fórmula como la del factor de sostenibilidad (con los mismos parámetros) de Rajoy y propuesto en el Pacto de Toledo por Zapatero : «La pensión que se asigna no se define en función de las últimas remuneraciones, sino en base a una ecuación que considera el saldo total acumulado durante el período de ahorro, la expectativa de vida, las condiciones del mercado y la composición familiar».

 


 

Los chilenos se rebelan contra el sistema de pensiones de Pinochet.

  • La indignación por las pensiones renació en Chile tras un escándalo político. A comienzos de julio se conoció que Myriam Olate, la exesposa del presidente socialista de la Cámara de Diputados, Osvaldo Andrade, se jubiló de Gendarmería con una pensión de 7.900 dólares mensuales en un país en el que el promedio nacional de las jubilaciones es de 270 dólares al mes, según los datos de 2013. Olate está siendo investigada por su presunta participación en un delito de fraude al fisco.
  • En Chile, la mitad de los trabajadores que cotizaron entre 25 y 33 años se jubilará con menos del 22% de su sueldo medio de la última década, según análisis de la Fundación Sol. La situación de Olate provocó una irritación colectiva. De acuerdo con los cálculos de Tele 13, para alcanzar una pensión de 7.900 dólares a los 58 años, como la esposa del presidente de los diputados, se necesita haber aportado al sistema unos 7.250 dólares mensuales.
  • La reforma de Pinochet solo afectó a los trabajadores dejando fuera a militares y policia.

 


 

La burda reforma a las pensiones de las FFAA

 

 

 

 

 

 

Print Friendly, PDF & Email