El Programa de Estabilidad del PSOE en Bruselas consolida las reformas de Zapatero y Rajoy: Mas recortes.

El PSOE ha tenido la intención de llevar adelante sus compromisos con la TROYKA desde el 2016, su palabrería ya ha sido denunciada por los pensionistas en diversas ocasiones. 

Todas sus estrategias económicas y sociales para los próximos años estaban ya definidas desde el 2016 y ahora en el 2019 tanto en el Programa de Estabilidad 2019-2022 como en el Programa Nacional de Reformas.

El pasado 30 de abril, dos días después de celebradas la Elecciones Generales, el PSOE remitió a Bruselas los mencionados programas sin previo aviso, definiendo una serie de líneas rojas que resumimos:

– Recorte de 15.000 millones en dos años en gastos sociales (sanidad, educación, dependencia…)

– Destino de toda la nueva recaudación a pagar deuda, ampliando gravemente el efecto negativo del artículo 135 de la Constitución, que firmó, con alevosía y premeditación, Zapatero con el inestimable apoyo de Rajoy (aunque de éste qué íbamos a esperar…).

– Las indemnizaciones por despido irán cayendo hasta desaparecer, a cambio de la «mochila austríaca», que servirá como plan de pensiones, y que significará el despido libre para l@s actuales trabajador@s. Con esa mochila se financiará un nuevo rescate de la banca con 144.000 millones de €, el monto actual de las pensiones en nuestro país, y se crean las bases futuras para la apropiación privada de los recursos producidos por las pensiones públicas… y el inicio de la aplicación inmediata del Plan Europeo de Pensiones Privadas (PePP), para poder llevar ese monto de dinero a los bancos europeos libremente, facilitando la descapitalizaciones de la Seguridad Social y del Estado español.

– No a la derogación de reformas laborales, ni de 2010 ni de 2012, tal como pedimos desde los movimientos sociales y los sindicatos. Mantendrán el trabajo precario, los salarios bajos, el SMI como mucho subirá a 924 € a final de legislatura, y nunca a 1200, ni siquiera a 1000 €. Concuerda con la pretensión de PSOE+Cs en 2016 de un incremento del SMI del 1%.

– No a la derogación de las reformas de las pensiones de 2011 (PSOE) ni de 2013 (PP). Eso significa que a partir del 2020 podemos volver a sufrir la subida de las pensiones que legisló el PP del 0,25%. Significa que se aplicará el factor de sostenibilidad (rebajas de pensiones hasta del 5%, por aumento de esperanza de vida) desde el 2023.

– Nada de limitar el precio de alquiler, como se está haciendo en las grandes ciudades europeas y americanas. La burbuja del alquiler seguirá hinchándose junto a la inmobiliaria, hasta volver a provocar una nueva crisis en la que los ricos se harán, de nuevo, muy ricos.

– No a la regulación del precio de la energía, despreciando la pobreza energética y las tragedias que origina. Priman los beneficios de la empresas energéticas, donde han recalado muchos dirigentes del PSOE y del PP.

– Limitar la subida de impuestos a las tecnológicas americanas, a las transacciones financieras, a los bancos y como a las grandes fortunas y empresas. Seguiremos, como hasta ahora, con otro gobierno que favorecerá a los privilegiados, que legislará a su favor y que no tendrá en cuenta a “los de abajo”, a quienes les han aupado a su posición de gobierno, engañados con el “coco” de la ultraderecha para seguir manteniendo políticas ultraliberales.

Todas estas medidas NO LAS DECIMOS NOSOTR@S, están reflejadas en los documentos enunciados al inicio, y quienes estén interesados los pueden obtener descargándolos de los enlaces Programa de Estabilidad 2019-2022

(https://drive.google.com/…/1-51CDZjVO0UyFuug-lVK76U1y…/view…) y Programa Nacional de Reformas 2019 (https://drive.google.com/…/1sZkOzqmg-AL5UEPIZgumiikg3…/view…).

 


 

 

 

 

Print Friendly, PDF & Email