INCLUSO LOS MAYORES, CON SALUD FRÁGIL TIENEN POSIBILIDADES DE RECUPERARSE DE LA ENFERMEDAD SI SON BIEN CUIDADOS…

  • Con estas palabras Hans Kluge director para Europa de la Organización Mundial de la Salud, se dirigía a todos los ciudadanos en su rueda de prensa semanal el 23 de Abril del 2020 refiriéndose a la pandemia del COVID-19 y a como se ha tratado a los ancianos y como se les podía haber tratado [1].
  • …”una tragedia humana inimaginable. Los casos en residencias gerontológicas y otros centros similares han mostrado que el cuidado a los mayores ha sido olvidado en Europa durante largo tiempo” …
  • …”incluso los mayores, con su salud frágil tienen posibilidades de recuperarse de la enfermedad si son bien cuidados”.

Marea Pensionista Font de la Guatlla – Magória ¦ Finales de Abril del 2020

Los mayores con su fragilidad tienen posibilidades de recuperarse con los cuidados adecuados.

Estas palabras tiran por tierra el mantra con el que el gobierno y los responsables sanitarios  nos  aleccionarnos en las primeras semanas de la pandemia.

Desde el primer momento la idea extendida de la dificultad de que los ancianos sobrevivieran recortó los esfuerzos por salvarlos y penetró en los protocolos [2] de asistencia sanitaria en los hospitales y en los servicios de selección para ingresos. En marzo  la prensa ante la inquietud de familiares y residencias comienza a hacerse eco de la reducción de ingresos de ancianos en hospitales [3] y obliga al gobierno a mandar unidades de la UME a desinfectar residencias: la aparición de los primeros 11 fallecidos hace visible la falta de medios para atenderlos [4].

La realidad era la falta de medios sanitarios y en especial la falta de UCIs  y el temor a un bloqueo sanitario, los pensionistas llevamos años denunciando que los recortes sanitarios matan. La pandemia pone al descubierto estas carencias agravadas por el modelo de ‘animo de lucro’ creado en la sanidad y en las residencias. La situación es evidente:

  • La falta de medios de todo tipo, tanto humanos, como de material sanitario, camas, equipos y sobre todo UCIs, debido a los recortes sanitarios desde el 2008.
  • Desde 2008 los recortes se cebaron también en las partidas en Salud dedicadas a la prevención de pandemias cuando ya ni siquiera se presentaba lo requerido por la OMS.
  • En el 2018 la OMS alertaba a los países de que las posibilidad de graves pandemias ante el abandono de presupuestos y normas de prevención.
  • Recortes en dependencia, en Catalunya desde 2008 se han cerrado más de 107 [5] residencias y se recurre cada día más al sector privado [concertado] del que se depende cada día más por demoras en los pagos y porque cada vez la aportación del Estado y de las CCAA es menor [6-7].
  • El negocio monopolizado por los fondos privados con animo de lucro saca su beneficio de los inmuebles y de la atención que se presta que no pueden ser otros que: recortes en la alimentación, en los servicios de ocio y movilidad y de cada vez una mayor precariedad en los empleados un 95% mujeres.  Llevamos años que familias, empleados  y pensionistas denunciamos  el empeoramiento de estos servicios.
  • Las denuncias a las entidades públicas responsables han sido inútiles. El abandono del Estado de las residencias en manos de fondos especulativos (un 75% de las plazas en todo el Estado) para enjuagar sus recortes presupuestarios han ayudado al crecimiento y el poder de estos fondos y sus gerencias, en realidad aunque las CCAA llenen páginas con controles son las gerencias las que hacen y deshacen  [8-9]. Y todo ello no exenta de corrupción y puertas giratorias [10].

Alrededor del 50% de muertes con el CODVID-19 han sido en Residencias.

Pero sólo es un porcentaje estimado ya que el Gobierno es incapaz de dar un número exacto de muertes porque no se creó la obligación efectiva de diagnosticar los fallecimientos. Todavía a finales de Abril no hay una norma única entre el gobierno ni las CCAA para reconocer las muertes en el entorno de las residencias. Ni siquiera se han realizado test para determinar la causa de los fallecimientos.

Aunque el Estado de Alarma preveía intervenir los medios sanitarios necesarios esta medida no se ha hecho efectiva ante la falta de medios en las residencias, intervención que hubiese podido dar la asistencia sanitaria necesaria y garantizar un aislamiento adecuado que las residencias no tienen previsto por falta de espacio.

El 5 de marzo el gobierno emite un Documento de Recomendaciones [11] a las residencias que no va más allá del confinamiento de residentes y personal asistencial, dejando en manos de ellas el confinamiento y el seguimiento de los contagios. Ni un solo medio efectivo de material ni personal sanitario, ni test, ni mascarillas, para las residencias, situación insostenible acrecentada porque el contagio en el personal asistencial que fue inmediato quedando las plantillas reducidas[12].

El 23 de Marzo la prensa se hace eco de que son encontrados fallecidos en una residencia de Madrid por la UME,  la evidencia de las 11 muertes encontradas dejó a flote la realidad de lo que estaba pasando [12], posteriormente se irían sumando más en otras residencias.

Al día siguiente el 24 de Marzo el gobierno publica el decreto sobre Guía de Prevención y Control…[13] a las residencias en el que a pesar de la evidencia no se ordena la intervención de las  mismas. Documento exhaustivo  pero tardío y con el ‘inconveniente’ que se definen medios y necesidades por no se ponen a disposición las partidas necesarias para hacerlas efectivas. No se realizan las medidas preventivas del mismo al no existir test ni otros medios sanitarios ni de personal a disposición inmediato, en Abril se anuncia que se está comenzando a realizar test en las residencias[14-23].

Pero la realidad es que no ha habido, ni hay, un protocolo de actuación para dar a los ancianos un tratamiento efectivo que hubiese podido bajar la tasa de ancianos fallecidos en las residencias. La excusa que se nos han dado, reiteramos, es: “La fragilidad de los ancianos y que son un colectivo de riesgo” pero sabemos que en realidad es falta y negación de medios como: test, antivíricos, personal sanitario, espacios necesarios para poder aislarlos con garantías… y sobre todo que el Estado ante la falta  de UCIs y el colapso dejó a los ancianos de las residencias sin soporte sanitario ni traslados a los centros sanitarios[3]

En realidad a pesar de los constantes avisos, de llegada y reparto de medios sanitarios,  de los gobiernos central y autonómico de ayuda a los centros sanitarios la realidad es que hasta mediados final de Abril no están llegando de forma efectiva los medios a las residencias, en Catalunya mediante OpenArms[15].

Las familias sufrimiento y aislamiento de sus familiares residentes.

Las familias llevan décadas  quejándose del cada vez peor servicio en las residencias, quejas asumidas por nuestra Asamblea Pensionista.

Ya en el 2017 en Vitalia Sants [16] nuestra Asamblea de Font de la Guatlla participó solidarizándose y ayudando en la organización de las concentraciones y asambleas de las familias y de los trabajadores ante la falta de personal humano, falta de atención en lo servicios, en menús de baja calidad y mal cocinados, y otros servicios. Ahí ya pudimos constatar, sin pandemia,  las dificultades que las familias tenían para exigir información del centro y para la intervención de la Generalitat y el Ayuntamiento. La participación o control de familias y residentes en la gestión de las residencias no tienen ningún espacio real para ser atendida.

Con la pandemia las familias han recorrido un largo camino:

  • En principio con confianza pero con incertidumbre de que estuviesen suficientemente aislados y protegidos.
  • Aislamiento de los mayores en unas residencias convertidas en búnkeres [17].
  • Con el miedo a perder la plaza de residencia si se llevaban a casa a los residentes.
  • Enfrentarse al centro que se negaba por imperativo legal dejar llevarse a los ancianos [18]
  • La necesidad de hacer demandas civiles a residencias y entidades públicas en un contexto de confinamiento.
  • No poder realizar manifestaciones públicas, con vecinos y entidades en la calle por el recorte en los derechos de protesta que van más allá del decreto de Alarma y utilización de la ley mordaza para reprimirlas[19].

Mientras en la calle se creaba el rumor de que los familiares no se preocupaban, otro bulo interesado para eludir responsabilidades, pero la realidad es muy diferente. 

En nuestro barrio hemos visto como las dos residencias han tenido que poner carteles para frenar a los vecinos que llamaban  a los familiares ante la alarma de ver ambulancias, coches funerarios y salones vacíos : “Los ancianos están recluidos en otras salas del centro, no digan nada a las familias porque se alarman” rezan los carteles de la gerencia. La solidaridad e inquietud de los vecinos del barrio se manifiesta solidariamente llamando y alertado a los familiares conocidos, y la gerencia reacciona intentando frenar esa inquietud ciudadana. Ni el  confinamiento ni la propia pandemia impide que el barrio esté movilizado y alerta.

Cientos de denuncias han aparecido en los medios sobre falta de personal, abandono… El mismo 7 de abril RTVE titulaba : “Residencias convertidas en ‘búnkeres’: «A los familiares no nos informan de lo que pasa dentro y es desesperante»[17].

Pero el confinamiento del Estado de Alerta si que impone a las familias y organizaciones,  como la nuestra, el silencio en la calle. La negativa a la protesta es reprimida y no permitida ni siquiera dentro del marco restrictivo de las normas de distanciamiento con mascarillas y distancia y limitación del número de participantes.

Una represión que coarta las libertades fundamentales y que no corresponde a la declaración de Estado de Alerta, que no las prohíbe, como ha confirmado el TSJC  y el de Aragón.

Represión ejercida bajo amenaza de la Ley Mordaza que lleva desde el confinamiento más de 800.000 multas y unas 3.000 detenciones batiendo record de represión en Europa mediante una ley que el propio gobierno dijo que la aboliría en campaña electoral, las leyes represivas parece que en el Estado Monárquico vienen para quedarse [19-20]

En Catalunya de modelo ‘sin ánimo de lucro’ a un modelo ‘con ánimo de lucro‘.

En todos los territorios vemos que se ha reproducido la misma situación con más o menos el mismo resultado:  una enorme cantidad de fallecidos en las residencias.

A nosotros nos corresponde exigir medidas en Catalunya ya que ha sido la Generalitat la responsable del cambio del modelo sanitario, que ha pasado en poco más de una década de un modelo ‘sin ánimo de lucro’ a otro ‘con ánimo de lucro’. Un proceso de privatizaciones y también de corrupción y puertas giratorias [22].

En Catalunya la Sanidad de titularidad pública se compone históricamente de dos brazos la de propiedad del estado y la de otras entidades públicas sin ánimo de lucro (Ayuntamientos, diputaciones,  fundaciones, universidades…) formando un grupo de más de 70 unidades unificados en la SYSCAT por el Tripartido para la gestión territorial de la sanidad en una ‘acción concertada’ sin elementos privados.

La Generalitat posterior de CiU (Más) con el apoyo de ERC añadió a la SYSCAT las entidades con ‘animo de lucro’, hospitales privados. Un giro privatizador en el servicio de la sanidad pública. Con posterioridad se ha ido añadiendo la privatización de servicios concertados en la atención primaria de los CAP. Este modelo ‘concertado’, el que tenemos, es un modelo en que el negocio privado tiene garantizados una parte de los dineros públicos mediante conciertos al adjudicarles parte del territorio en exclusiva los llamados ‘hospitales de referencia’.

De ahí la necesidad de entender que sanidad pública, al menos en Catalunya solo significa servicio sanitario pagado con dinero público que ‘concierta’ sus servicios con dos tipos de entidades:

Entidades sin ánimo de lucro unas con titularidad y servicio público que comprenden las provenientes de la SS y las de ayuntamientos… y también las que provienen de entidades como fundaciones con servicio propio sin ánimo de lucro.

Y entidades con ánimo de lucro que son entidades de titularidad y servicio privado. Aquí se añaden los servicios privatizados en los CAP principalmente las especialidades.

Las residencias como sociedades sociosanitarias están también incluidas en esta organización con el agravante que el 75% son de titularidad privada y por tanto con ‘animo de lucro’. También hay entidades de titularidad pública que están dirigidas por entidades privadas ‘con o sin animo’ de lucro, aunque su importancia parece que desciende en la proliferación de los fondos especulativos que se apropian del sector de residencias.

El dominio de este sector está cayendo en manos de estos monopolios por dos razones: los recortes presupuestarios y las demoras en los pagos, la Generalitat depende cada vez más de ellos y de sus inversiones inmobiliarias, así vemos como los precisos crecen[7] aumentándose la aportación de los residentes y familiares, las condiciones laborales son cada vez más en precario con salarios en plena pandemia inferiores a los 1000 euros por 12 pagas y contratos de hasta por horas, perdida de calidad en las comidas servidas con denuncias permanentes de los familiares y entidades como residencias 5-1…. 

Hemos visto por nuestra propia experiencia en Vitalia en el 2017 [8] como ni la Generalitat ni el Ayuntamiento consiguieron que la Gerencia diera satisfacción a las familias y delegación de trabajadores movilizadas por falta de personal y de la baja calidad en los alimentos.

Debemos diferenciar, en las medidas inmediatas de intervención y en el proceso de convertir la sanidad pública en un servicio de titularidad pública, en la diferencia entre entidades ‘sin ánimo de lucro’ con las de ‘con ánimo de lucro’ que pueden ser tratadas de distinta manera en un proceso de reconversión hacia un sector exclusivamente público.

Nosotros pedimos que la Sanidad y las Residencias sean de titularidad y servicio público la única garantía para conseguir un servicio ‘sin ánimo de lucro’, que permita, como ocurría en el pasado, que las familias y residentes puedan tener voz en la vida de las residencias ya que en realidad es un lugar para vivir, un segundo hogar para los personas mayores o con incapacidades y que sean consecuentes con una vida plena y el desarrollo de todas sus capacidades .

Desde la Marea Pensionista Font de la Guatlla – Magòria.

Nuestra Asamblea decidió abrir un debate ante la necesidad de dar una respuesta a la situación creada ante las Residencias, los trabajadores, los residentes y las familias con el propósito participar y proponer la acción colectiva de los movimientos sociales, en especial la plataforma Plan de Choque Social  y en la Marea Pensionista de Catalunya, en un tema tan cercano a los pensionistas.

Pensamos que las propuestas tanto sociales como de movilización tienen que tener un amplio respaldo participativo y social, ya que afecta a ancianos, sanidad y familias, pero también al concepto de sociedad, no podemos permitir que el capitalismo marque a las personas SI SON O NO MERECEDORAS DE LA VIDA, el uso falso de la ‘debilidad’ o ‘personas de riesgo’ para ocultar que se ha desviado dinero público de la sanidad  y dependencia a otros intereses no es de recibo, porque es la clásica artimaña de la clase capitalista para dividir a la sociedad en intereses antagónicos falsos. Este debate debemos de abordarlo y organizarlo de la forma más participativa posible.

Nuestras propuestas de aportación al debate:

  1. Intervención inmediata de las Residencias a cuenta de las entidades propietarias. Dotándolas de personal sanitario y medios necesarios, atender en centros hospitalarios a los enfermos que lo necesiten y organizar el aislamiento. Cubrir los puestos de trabaja necesarios para la atención diarios de los ancianos en las Residencias.
  2. Información continua a las familias facilitando la creación por centro de una entidad   representativa de las mismas.
  3. Participación institucional de familias y residentes en la gestión del Centro, ahora esta colaboración estaría muy limitada por la pandemia pero sería una primera base para el futuro.
  4. Debemos exigir la necesidad de la responsabilidad penal de los responsables políticos y de gerencia y apoyar a las familias en las demandas que se consideren necesarias o en el caso de verlo necesario realizarlas como plataformas comprometidas.
  5. Nacionalización sin Indemnización de las Residencias para que tengan titularidad y gestión pública. No pueden ser un negocio especulativo. Las residencias de mayores deben ser un servicio público, gratuito y universal.

Nuestros objetivos es una solución total al sistema de residencias y centros de atención de dependencias:

  • Un sistema con la totalidad de residencias de titularidad y gestión pública.
  • Mejorar las condiciones laborales del personal, incrementando sus plantillas, sus salarios y creando puestos de trabajo estables.
  • Dotarlas de los recursos humanos, materiales y de protocolos que permitan proteger a los residentes ante situaciones como la que estamos viviendo.
  • Las residencias deben de tener bien definido la necesidad geriátrica creada por los problemas de enfermedades  y movilidad de la necesidad de seguir teniendo el derecho a una vida digna y participativa. Organización que contemple la representación de familias y residentes.

Abril del 2020 : Asamblea de la Marea Pensionista Font de la Guatlla – Magòria

Notas:

[1] Hans Kluge director para Europa de la Organización Mundial de la Salud. 50% de fallecimientos en las residencias.

[2] En las CCAA de Madrid y Barcelona se extienden protocolos en que a los ancianos a partir de cierta edad se valoraba el ingreso en las UCIs o se les valoraba como …. O no se les derivara a los hospitales, quedando sin atención hospitalaria.

[3] La saturación de los hospitales reduce al mínimo los traslados de enfermos graves desde residencias de ancianos

[4] La Fiscalía investigará el hallazgo de cadáveres en residencias de ancianos

[5] Cataluña cierra 107 geriátricos en los últimos cinco años

[6] La Generalitat aprueba una mejora del 1,3% en servicios de la dependencia

[7] La Generalitat sube un 5,8% las tarifas de residencias de ancianos para usuarios con dependencia severa

[8] DomusVi y Vitalia baten récords de ancianos muertos en sus residencias por coronavirus  

[9] La saturación de los hospitales reduce al mínimo los traslados de enfermos graves desde residencias de ancianos

[10] Mutuam, una empresa de ex altos cargos de CiU, señalada por las muertes en residencias catalanas

[11] Documento 5 de marzo Gobierno de España

[12] La Fiscalía investigará el hallazgo de cadáveres en residencias de ancianos

[13] Documento 24 de Marzo Gobierno de España

[14] Salud empieza a repartir test rápidos a atención primaria y residencias

[15] Open Arms comienza a hacer test de COVID-19 en residencias del Maresme

[16] Una residencia encierra a 190 mayores en Barcelona por síntomas de Covid-19

[17] Residencias convertidas en ‘búnkeres’: «A los familiares no nos informan de lo que pasa dentro y es desesperante»

[18] Coronavirus.- La familia de una anciana del geriátrico de Santa Justa interpone una demanda contra el centro

[19] Lluita Internacionalista Residencias geriátricas y coronavirus: una trampa mortal

[20] Interior crea una guía con las multas de 601 a 10.400 euros por la ‘ley mordaza’ durante el estado de alarma

[22] Militantes de CiU reciben 104 millones….

[23] La Generalitat contrata a 70 profesionales para reforzar las plantillas de residencias de ancianos

[24] Residencias privadas: “no sabemos ni de que se ha muerto nuestra madre”

 

 

 

 

 

Print Friendly, PDF & Email